martes, 17 de diciembre de 2013

Capítulo 20


Era por la noche, no podía dormir. Tiré el peluche de siempre, el de Louis, a la pared y calló a saber dios dónde.Tenía una maraña de pensamientos en mi coco, así que me levanté a dar una vuelta por el hotel. Fui hasta las escaleras que daban al hole, como siempre en mi mundo. Las bajé para ir a sentarme en uno de los sofás, con la mala suerte de tropezar y caer escaleras abajo de culo.

-Dios que daño -maldecí susurrando para no despertar a nadie.

-¿Está bien? -dijo Louis apareciendo allí ¿Este me sigue o qué? Pensé.

-Si... -él me tendió la mano para ayudarme a levantarme. Dudé en cogerla, pero al final la cogí y me ayudó.

-¿Qué haces a estas horas por aquí?

-No podía dormir... ¿Tu?

-Tampoco... ¿T-te apetece dar una vuelta? -dijo nervioso ¿Tomlinson nervioso? Pensé. NUNCA, lo había visto así.

-Vale -contesté. Todo era un lío en la cabeza, y con ese paseo podría deshacerlo, o enredarlo más. Me arriesgaría.

Comenzamos a caminar, y él comenzó a hablar.

-¿Qué tal te van los estudios? ¿Mejoraste matemáticas?

-Bien, más o menos. Algo mejor voy.

-Claro, con el profesor de verano que tuviste -me salió una risa, intenté suprimirla pero fue inútil, a él se le formó una curva en los labios, me sonrió.

-Hacía mucho que no te veía sonreír -dije sin querer y sonriendo yo, esta sonrisa boba que siempre me sale cuando le veo así.

-Ni yo a ti. La echaba de menos -agaché la cabeza, ya estábamos con el mismo tema de antes- Después de... de eso, de... de pelear -dijo costosamente- ¿te divertiste?

-Bueno... -no supe que decirle, si le decía que no, empezaríamos la misma pelea que tuvimos por teléfono. Pero claro, le decía que si, y se angustiaba. La verdad es que no se como me lo había pasado. Estaba genial por el día, pero fatal por las noches, así que era como fifty fifty -más o menos.

-¿Desde cuándo sales con Niall?

-Mejor cambiamos de tema ¿vale?

-No. ¿Por qué no me lo quieres decir?

-Pues porque... -iba a decir yo, pero de repente vi al monitor medio dormido al fondo del pasillo en el que estábamos. Él no nos dejaba estar fuera del cuarto a partir de las once, y eran las tres de la madrugada -Louis -dije susurrándole- ven -dije al darme cuenta de que estaba en frente de mi cuarto.

Abrí la puerta, y nos metimos allí rápidamente. Gracias a dios no nos vio, ya que estaba con los ojos entrecerrados y con sueño. Nos pusimos a escuchar los ruidos de sus pisadas hasta que ya eran inaudibles, y suspiramos.

-Menos al, ya se fue -dije yo, me di media vuelta y vi que Louis se dirigía al final de la habitación -¿qué haces? -él se agachó y cogió el peluche que antes había tirado, el peluche que él, me había regalado en verano.

-¿Por qué lo has traído? -se levantó y se giró para mirarme.

-Me gusta el peluche -él sonrió.

-¿Y te acuerdas de cuando te lo regalé? -miré al suelo y sonreí.

-Si -le miré a los ojos, y él, hizo lo mismo. Hacía mucho que no habíamos conectado una mirada tan profunda entre ambos. De repente, pensé en lo que ocurría, es decir, que ese chico que para mi era perfecto, que tenía delante mía, no era mío. Lo había perdido en Septiembre. Y quisiera o no, en cuatro días ya no lo tendría.

-¿Tanto te gusta el peluche?

-Me gusta la persona que me lo regaló -dije sin pensar las consecuencias, que eso traería.

Continuará...


----------------------------------------------------

Comentaaar

6 comentarios :

  1. Subeeeeee porfaaaaaaaaaaaaa me muero ahhhhh !!!

    ResponderEliminar
  2. Subeeeeeeeeeeloooooo !!! el 21 porfavor porfavooooor!!! Que mueroooo !!! *-* Me a enganchado la novela(:

    ResponderEliminar
  3. Sigue dios miooooo 21 21 21 21 21 21 21 21 21 21

    ResponderEliminar
  4. Omg omg omg omg omg omg omg dube prontl no me dehe asiiii

    ResponderEliminar
  5. madre mia porafvor siguiente!! beoos mariina(: porcierto me encanta el capii *-*

    ResponderEliminar